QUOTE


¿Parir a un bebé en podálica?

20 mayo 2009

















La semana pasada se comentó en la Red Social Familia Natural este fragmento de Odent acerca del nacimiento en posición pélvica, es decir, cuando el bebé está "sentado". Ya había leído algunos fragmentos de Michel Odent en donde afirmaba que el parto en podálica es perfectamente posible y que es una indicación relativa de cesárea. Me interesa este tema en particular, ya que Guillermina estaba sentada, con las piernas cruzadas y la colita apoyada en mi pelvis. Lamentablemente esto lo sé ahora ya que durante el embarazo no me preocupé en informarme y supuse que, si mi médico "me mandaba" a cesárea, seguramente era porque lo necesitaba.

Las preguntas me surgieron muchos meses después, casi sobre el primer año de mi beba. La cesárea fue programada por oligoamnios (escaso líquido amniótico) en la semana 37. Ya hacía desde la semana 26 que tenía este problema y desde la semana 30 que estaba en reposo. Aquí pueden leer la experiencia del nacimiento de mi hija. Quiero aclarar que, después de mucha incertidumbre, supimos que el oligoamnios no se debía a ninguna patología genética de mi beba. Simplemente lo diagnosticaron "oligoamnios por causa desconocida".

Mi búsqueda ahora ya no se enfoca en la necesidad o no de la cesárea. Sino en mi desconexión con un embarazo deseado. Más exactamente en las emociones con las cuales no supe conectarme. Seguramente mi beba nunca se dio vuelta porque el nivel de líquido amniótico era demasiado bajo: nunca pudo "flotar" y por lo tanto no pudo ubicarse. Ahora ¿por qué el líquido amniótico era tan insuficiente? El médico ecógrafo que lo detectó me dijo que era estres. Yo no estaba bien emocionalmente. Pero aparte, en ese momento, lo que menos me importaba era el embarazo. Me sentía horrible, mal con mi cuerpo: lo único que me alentaba era saber que ya faltaban pocos meses. Puede sonar crudo pero fue así.
Hace unos meses leí en el blog Familia Natural una entrevista excelente a la partera Mirna Amaya en donde se comentaba que muchas veces la posición "de nalgas" está asociada con problemas emocionales de la madre. Pueden leer la entrevista aquí.
Seguiré buscando, buceando en mi interior para encontrar las respuestas a tantas preguntas. Por el momento les dejo el fragmento de Odent. Qué ganas de atenderse en Pithiviers, ¿no?


"En Pithiviers, casi nunca planeamos cesáreas. Aunque sospechemos que una cesárea puede llegar a ser necesaria, preferimos esperar que el trabajo de parto empiece espontáneamente. Después, dependemos de nuestra experiencia para ayudarnos a tomar decisiones rápidas. Primeramente -ya que tenemos razones para creer que el sistema endocrino fetal juega un rol en la puesta en marcha del principio del trabajo- cuando el trabajo empieza espontáneamente, quiere decir que el bebé ha desarrollado adecuadamente las glándulas pituitaria y adrenal y está lo bastante maduro como para lidiar con los rigores del trabajo y del nacimiento. Segundo, parece ser que las contracciones uterinas durante el trabajo juegan un rol estimulando el sistema neuroendocrinológico del bebé; no queremos privar al bebé de ninguna parte de este estímulo.
Por último, dentro del campo del trabajo y el alumbramiento, uno aprende rápidamente a esperar lo inesperado. A veces, una mujer tendrá una rápida y fácil labor aunque los profesionales creían que sólo era posible una cesárea. Por ejemplo, a mujeres que en otras oportunidades habían tenido cesáreas, a veces se les dice que siempre tendrán que dar a luz de esa manera. Sin embargo, en nuestra clínica, una de cada dos mujeres que previamente han tenido cesáreas, logran dar a luz por vía vaginal. Tampoco los nacimientos que vienen con presentación pelviana justifican siempre esta operación.
Por nuestra experiencia con bebés de presentación pelviana, nos hemos dado cuenta de que observando el progreso natural de la primera etapa del trabajo, tenemos las mejores indicaciones para saber a qué atenernos hasta el último momento. Esto quiere decir que no haremos nada que pueda interferir con la primera etapa del trabajo: ni Pitocin, ni baño en la pileta, ni ninguna mención de las palabras "de nalgas". Si todo sale bien, no hay ninguna razón para pensar que la segunda etapa del trabajo pueda crear algún problema. Nuestra única intervención será insistir en la posición acuclillada, ayudada, para el nacimiento, ya que mecánicamente es la más eficaz. Reduce la posibilidad de que tengamos que sacar al bebé hacia afuera y es la mejor manera para minimizar el tiempo entre la expulsión del ombligo del bebé y su cabeza, que podría resultar en la compresión del cordón umbilical y privarlo de oxígeno. Jamás nos atreveríamos a arriesgarnos a hacer un parto con presentación pelviana si la madre estuviera en una posición dorsal o semisentada.
Por otra parte, si las contracciones en la primera etapa del trabajo son dolorosas e ineficaces y la dilatación no progresa, rápidamente debemos dejar de lado la idea de un alumbramiento por vía vaginal. Si no, vamos a tener que encarar el peligro del "punto de no retorno", a último momento, cuando luego de la aparición de las nalgas del bebé, ya sea demasiado tarde para cambiar estrategias y decidir hacer una cesárea. Sin embargo, a pesar de que siempre hacemos cesáreas cuando la primera etapa del trabajo es difícil y la situación no mejora, la mayoría de los nacimientos que vienen con presentación de pelvis, en nuestra clínica, terminan siendo nacimientos por vía vaginal.
En dos situaciones, a veces, planeamos cesáreas por adelantado: la primera es cuando una madre desarrolla una preeclampsia. Si una mujer tiene un crecimiento abrupto en la presión arterial hacia el final del embarazo y hay proteínas en su orina, la hospitalizamos y la tenemos bajo cuidada observación. Si se tiende sobre su costado izquierdo, para aliviar la presión en la vena cava, su presión arterial a veces baja y puede dar a luz normalmente. Una mujer en este estado no tendría que tomar ningún medicamento. Si le vienen repentinos dolores de cabeza y siente como una barra en el estómago o si el amnioscopio muestra que las aguas no están claras, se hará una cesárea, inmediatamente.
En ocasiones, hacemos una cesárea sin esperar que comience el trabajo de parto espontáneamente, cuando un embarazo dura más de lo requerido. Sin embargo, es realmente raro que un bebé llegue con retardo; hay una tendencia a subestimar la frecuencia con que esto sucede, generalmente porque la madre o el obstetra han calculado mal o se han equivocado sobre la fecha de concepción. Cuando estamos seguros de que una mujer está con verdadero retraso, se le hace una amnioscopía cada 36 horas; mientras el líquido amniótico se presente claro, esperamos pacientemente. No vemos ninguna buena razón para inducir el trabajo de parto en forma rutinaria con goteos intravenosos de Pitocin o romper la bolsa, en semejantes casos. A veces, esa amnioscopía revela el líquido amniótico coloreado o en disminución; esos signos de peligro fetal requieren intervención inmediata. Si la futura madre ya ha tenido bebés, quizás rompamos las membranas y veamos que pasa, antes de decidir hacer una cesárea. En caso de que la mujer sea primeriza, generalmente esperamos un trabajo mas largo y más difícil; entonces en general preferimos hacer una cesárea inmediatamente, para no añadir dificultades. Con esta estrategia el número de cesáreas en relación con la "postmadurez", se mantiene muy bajo.
Dado que por lo general terminamos decidiendo hacer una cesárea de una manera totalmente inesperada, inmediatamente antes del nacimiento, no podemos usar anestesia que requiera larga preparación, como sucede con la epidural. Usamos una típica anestesia general liviana que dura lo suficiente para la operación".

Odent, Michel: Antiobstetricia en Nacimiento renacido, Ed. creavida.

12 comentarios

  1. Bueno yo estoy a favor de la disminucion de cesareas innecesareas, pero en tu caso, o sea estando en tus zapatos, creo que no me hubiese arriesgado...
    por mas informada que estes, de nalgas es un aposicion dificil y estan en riesgo 2 vidas...

    mirá yo tengo una "conocida" que tiene 2 hijos, el primero lo tuvo por cesarea porque era primeriza y tenia miedo!!!!! siiii, por eso, y como el doc le cobro un lindo plus, obviamente hizo lo que ella deseara, no va a ser que la aconseje! y con la segunda desde que se supo embarazada que dijo, yo voy a cesarea, y asi fue... por supuesto con el mismo doc, la misma clinica, y el mismo o mayor plus... Eso es una cesarea innecesarea, una mina tan hueca (con perdon) que se arriesga a una cirugia mayor con tal de no pujar a su bebe!

    y con lo que contas de que no te sentias bien en el embarazo nadie tiene porque sorprenderse, a mi me costaron mucho los primeros meses de mi hija, mirando atras me doy cuenta lo que me perdi! y si que me arrepiento, pero la mente humana es asi... y nada podemos hacer, asique disfrutemos mucho ahora! nunca es tarde no?

    besos

    ResponderEliminar
  2. Hola Luisina, me encanto el post, y la verdad muchas mujeres nos sentimos mal en algun momento del embarazo, no todo es color de rosas y llega tambien un momento de tal que deseamos que ya termine, pero bueno despues que termino lo extrañamos. El fragmento de Michel Odent es fabuloso, la verdad que seria bueno inculcar a los futuros medicos obstetras esta medicina, aunque por aca lo veo un poco lejano. Seguiremos trabajando para ello.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. me gusto mucho leer tu experiencia.
    Yo tuve a mi hija por cesarea, sinceramente no me siento frustrada y creo que fue la decision correcta.
    mucha gente al oir mi historia se agarra la cabeza y me dice: nooo! sufriste por los dos lados! que hijo de puta tu medico! (tuve dilatacion completa en dos horas sin goteo, osea naturalmente. con epidural. pero la cabeza de la bebe no bajo al canal, era muy grande en peso y en permimetro craneal)
    nunca me senti mal ni desconectada con mi embarazo, pero si me senti muy mal los primeros meses de mi hija, creo yo que los primeros 12 meses de mi hija, estaba como desconectada, no de mi hija sino del mundo, de mi cuerpo, de mis necesidades.
    la cesarea no fue respetuosa como lo dicen debe ser, mi marido no pudo entrar (no lo dejaron), y le hicieron todos los controles a la bebe en una mesa al lado mio, eso si, mi obstetra dejo pasar solo un rato a mis familiares, pero advirtiendoles que la bebè debia estar en el pecho con mamà, ahi respire tranquila!
    fue muy duro vivir todo sola, si bien mi marido estuvo conmigo me senti muy sola.
    ojala si tengo otro hijo sea parto normal, y bue, si voy a cesarea nuevamente ire, no es una experiencia mala para mi.
    besos

    ResponderEliminar
  4. Hola chicas, qué lindo leerlas

    Vane: la verdad es que muchas mujeres no estan informadas, no podemos juzgarlas...evidentemente desde ese lugar fue que tomaron las decisiones, no? Lástima que el obstetra no le haya explicado los riesgos que supone una cesárea...y los beneficios del parto natural (tanto para la mamá como para el bebé). Con respecto a arriesgarme o no...yo siempre digo que no estaba preparada para parir en podálica, digo preparada emocionalmente...es cierto que tiene un poquito más de riesgo que un parto en posición cefálica...y ese riesgo apenas mayor para mi era muuuy difícil de asumir en ese momento. Pero sí me hubiera gustado llegar a empezar el trabajo de parto por dos cosas: por un lado el intercambio hormonal y por el otro la seguridad de que mi hija estaba lista para nacer. Igualmente el médico la programó en la semana 37 porque el líquido amniótico ya estaba en el límite. Vos también tuviste oligoamnios (recién leí hoy en el blog de Lau), te dijeron por qué? fue durante todo el embarazo o al final?

    Mai:si, hay que desmitificar un poco el embarazo, no? jaja. No, conozco gente que amó estar embarazada...no fue mi caso, no lo disfruté...me sentí mal, melancólica, deprimida, lloraba todo el tiempo...un bajón :(
    Lo que me encanta del fragmento de Odent es este concepto de "esperar" que está tan olvidado en la obstetricia hospitalaria.

    Gise: uauuu!!! dilatación completa y a cesárea...por dios!!! Una de las chicas del foro contó algo parecido...date una vuelta y leé su relato.
    Creo que, más allá de las conclusiones que saquemos siempre está bueno preguntarse qué alternativas tuvimos en ese momento, si pudimos elegir, cómo nos fue planteado...porque nos ayuda a ver mejor sobre ese momento de nuestra vida. Mi cesárea tampoco fue traumática (imaginate que hacía dos meses que estaba en reposo y 1 que sabía que iba a cesárea...lo tenía asumido), pero me hubiera gustado saber en ese momento cuáles eran los derechos que tenía. Igualmente algunas cosas respetaron: hicieron silencio, no hablaban trivialidades, no la bañaron a Guille y agunas otras cositas más...
    Igual, no creo que vuelva a atenderme en el mismo lugar...

    Chicas...gracias por contarme lo que sienten o piensan!!

    Beso

    ResponderEliminar
  5. Hola de nuevo jeje
    mirá nunca se supo porque mi liquido amniotico estaba disminuido... pero la nena nació en la semana 37 (en realidad 36, pero ella nació a la 1am y ese dia empezaba la 37) porque ella decidió nacer ese dia, no fue programado, aunque ya tenia los monitoreos y ecografías semanales programadas, no llegamos a eso.
    Creo que tambien conté en el blog de lau que ella estaba de cara, y fue muuuuuuuy dificil parirla, a pesar de que no fue muy grande (2800grs, fue la mas grande de mis 3 hijos), y tenía doble circular de cordón, cosa que vimos en la ecografía 2 dias antes cuando me controlaron el liquido, y ademas de eso, yo estaba herniada (hernia inguinal re dolorosa!) asi y todo me ofrecieron un parto normal y no lo dudé! no porque le tenga m iedo a la cesárea (va, si, es una cirugía mayor) pero mas que nada porque ya conocia el parto normal, y queria vivirlo de nuevo, ah, y tambien por supuesto que pense en mis 2 hijos, y con una cesarea no se si iba poder a alzarlos, y bañarlos y vestirlos inmediatamente... con el parto normal si!!!!!

    Tambien ya conte que mi segundo nene (prematuro) nacio por parto normal, y a horas de nacido me di de alta voluntaria y me fui con el a otro sanatorio... me bajé de la camilla de partos y me puse las zapatillas, asi tal cual! eso, sin duda que nadie lo puede hacer despues de una cesarea...
    y asi fue que pari herniada jeje

    besos (me fui por las ramas, me preguntaste sobre el oligoamnios sorry!)

    ResponderEliminar
  6. uy me queda la duda en que sanatorio nacio Guille! despues me lo decis en privado!

    ResponderEliminar
  7. Vane...ahora me voy a fijar bien, pero me parece que el bebé de cara es una indicación de cesárea...después te cuento. pero igual...qué grande lo tuyo, qué valor!!!

    Te lo digo por acá...porque total ya lo he dicho en otro lugar de este blog. Guille nación en el sanatorio Británico con Raúl Casanova. No es de los más cesaristas...mi prima tuvo sus dos hijos por vía vaginal y conozco otra gente que tb. pero en el británico son muy categóricos con el tema bebé en podálica: vas sí o sí a cesárea. Mi hermana mayor tb tuvo a mi sobrino por cesárea...pedro estaba sentado, se ve que es la maldición familiar...jejeje...o que estos pibes no quieren salir para ser criados por nosotras...juáaaaaaa.
    Igual, respetaron algunas cosas: no la bañaron y en el quirófano solo se hablaba de mi y del nacimiento. La anestecia estuvo re bien colocada...no me dejó tonta y pude ver nacer a mi hija. Y otra cosa, tengo que decir que mi médico se jugó un montón a esperar hasta las 37 semanas...y yo me evité el trauma de tenerla en neo dos o más semanas...eso lo valoro un montón!!!!

    ResponderEliminar
  8. ayaya...se me escaparon algunos errores de ortografía en el comentario anterior...sepan disculpar...jajaja

    ResponderEliminar
  9. Igual Luisina yo sigo pensando que amo el parto natural, pero en "tu caso" lo más correcto me parece una cesárea, porque un parto natural en esa posición si bien es posible, tiene un riesgo mayor que cuando el bebé está bien ubicado, por mas chiquito que sea el riesgo, es enorme si se trata de la vida tuya y de tu bebé. Para mi (mi opinion) en tu caso se hizo lo correcto.

    Y sí, la posición de cara es indicacion para cesárea. Pero el doc que me atendio (que no recuerdo el nombre porque como no pude pagar el plus a mi medico, me atendio el de guardia) me dijo que él tenia experiencia de parto natural, y que era posible. Mi mayor temor era mi hernia, pero él me dijo que no se me hiba a salir para afuera y no se me salio! no se como.

    antes no te contesté, a mi me diagnosticaron eligoamnios en la semana 34. Pero ella ya estaba ubicada.
    Ibamos a planear una cesárea (con mi doc Cafarel)pero ella quiso nacer en la semana 36, y cuando fui ya estaba con 6/7 de dilatacion, asique creo que lo mejor fue parirla asi. Me interné a las 10 de la noche y a las 12 y media ya nacia Giuli, con su cara totalmente deformada jaja (pero se le arreglo enseguida por suerte jeje)

    ResponderEliminar
  10. HOla Luisina, yotambien tuve una cesarea. :( Hasta el dia de hoy lo lamento pero bue, ya esta...yo estaba en semana 41 y meindujeron el paerto, no querian ir mas alla por "riesgo" y dilate hasta 9 con contracciones cada 55 segundos y mi bebe no bajaba, no apoyaba su cabeza en el canal de parto y el obstetra decido cesarea, no obstante la parera y yo trabajamos 4 laboriosas horas antes de darnos por vencidas y aceptar una cesarea. En fin, una hace cosas en ese momento que despues se arrepiente, hoy creo que hubiese esperado mas pero siempre me queda la duda de que le hubiera pasado al bebe. El diagnostico fue cordon corto y circular al cuello. En fin..

    ResponderEliminar
  11. Escribi desastrosamente arriba, sepan disculpar..

    ResponderEliminar
  12. wyqy loajk Porn hmzpdh d yc p obo

    ResponderEliminar

Feliz de leerte :)

De amor y de casualidad. Todos los derechos reservados. © Maira Gall.