QUOTE


Las dos caras de mi moneda

26 marzo 2010

Mi viejo siempre decía "El hombre tiene la cabeza redonda para permitir a las ideas darse vuelta", todo para justificar que un día era radical y al otro demócrata progresista...veleta, que le dicen. :D

11.52


Ando medio peleada con las etiquetas, y no con las de papel casualmente. Últimamente y así de repente me joden los "rótulos", pero así de un día para el otro, eh?. Qué quieren que les diga, será que soy una inconsecuente total, o tal vez demasiado inconformista para adherir a causas sin discutirlas. Hace un tiempo me vengo sintiendo incómoda en el traje de la "crianza con apego", no sé exactamente por qué. No puedo explicarlo muy bien. Claro que adhiero a los ideales que propone Attachment Parenting, claro que considero que los niños merecen ser tratados como las personas que son, criados con amor y respeto (son cosas que no tendrían que estar en discusión). Pero no sé, la idea de crianza con apego es un poco "vaga", porque cuando hablo de la noción de amor, hablo -necesariamente- de algo completamente relativo, ya que tiene que ver con la experiencia primaria de amor que tuvimos cada uno de nosotros (que en algunos casos tendremos que revertir si queremos maternar amorosamente). Me cuesta horrores pensar que haya gente que no cría con amor. Y claro que sé que hay. Lo veo a diario en la calle y en mi trabajo :(
Si parto de que hay que hacer tal o cual cosa para criar con apego entonces concluyo necesariamente que quien no responde al pie de la letra a esos estándares no lo hace bien. Así habría padres a los que les cuesta más y padres a los que les cuesta menos. Y no me conforma esta idea. Prefiero pensar que, simplemente, hay diferentes maneras de criar con amor y respeto, y que cada manera es tan única como la familia que la propone.
A veces pienso que me alcanza con ser conciente de los procesos que encaramos como padres. Ser conciente sería asumir que a veces hacemos mal las cosas (o hacemos lo que podemos), en vez de taparlas con palabras banales. A mi me gusta revisar al final del día cómo ejercí mi rol de mamá. Muchas veces antes de que Guille cierre los ojos le pido perdón por mi falta de paciencia, por no respetar siempre sus tiempos o por no haberle brindado la disponibilidad emocional que necesitaba. Me gusta ser conciente de lo que hice y entender que así crecemos juntas.
Por caso, cuento el tema del jardín. Finalmente Guille entra sin llorar y se va derechito a los brazos de su maestra. Sale con una sonrisa en la cara. Y sin embargo, no soy tan hipócrita como para creerme "que le hace bien". Tampoco sé si le hace mal, pero estoy bastante segura de que la escolarización temprana no es beneficiosa. Sé que simplemente se "sobreadaptó" porque no le quedó otra y decidió pasarlo de la mejor manera posible. Y bueno, lo asumo con un poco de tristeza, pero conciente de que es la realidad que puedo darle. No piensen que me enrosco mucho, es solamente poner en palabras esto que vengo sintiendo.
Por ahora tengo más ganas de contradecirme, pelearme y amigarme conmigo misma, desdecirme, cambiar de opinión todo lo que quiera, que de adherir a un par de frases como si fuera una causa por la cual pelear. Y no le quito mérito a esa causa si es que alguien quiere pelearla, solo que a mi no me está sirviendo para vivir. Todo lo contrario, me ata a supuestos tan fuertes como los de la crianza tradicional. Y no quiero cargar la mochila hasta el límite de tener que abandonarla.
Me siento un poco -tan solo un poquito- desesperanzada. Hoy esto, mañana capaz que todo lo contrario. Como dijo una querida amiga: vivo en los grises. Y está empezando a gustarme.
Mamá apegadas, estoy en crisis. Y lo peor es que ni siquiera sé bien en crisis con qué ;-)

¿Ustedes se hacen estas preguntas con respecto a los rótulos que nos ponemos?¿O la loquita soy solamente yo?

:P

21 comentarios

  1. Luisi, demás está decir que te entiendo profundamente.

    Siempre me sentí así como describís, incómoda adentro de un rótulo que no podría llegar a ejercer tan perfectamente (como se pretende). Me pasa lo mismo con la religión o con la política.

    Quién tiene el parámetro para medir qué madres son más apegadas que otras? Quién puede decir si soy más o menos católica que otro? Más o menos comunista? Más o menos apegada? ¿?¿?¿?

    A veces siento que esta "crianza con apego" lleva implícita un dedo juzgador, ya lo dije yo hace tiempo. Ese dedo que hace que a veces se señale la que no se comportó de manera apegada o se aparte a la que lo hizo pero a medias (insisto, en base a qué parámetros????).

    Con la palabra apego me pasa algo curiso: yo venía con un preconcepto, algo de la filosofía hindú, que hablaba del apego como algo poco aupicioso, (apego a las cosas) y en un principio, el título me chocó bastante. Nunca terminé de asimilarlo, luego entendí que incluso quizás haya un error de traducción.

    Siempre preferí hablar de crianza amorosa o respetuosa. Respetando desde lo que 'para mi' es el respeto.

    Me quedo con esto: "Y no le quito mérito a esa causa si es que alguien quiere pelearla, solo que a mi no me está sirviendo para vivir. Todo lo contrario, me ata a supuestos tan fuertes como los de la crianza tradicional."

    clap clap clap.

    Yo también vivo en los grises, nada es tan categórico como se lo dibuja, por lo menos en mi vida. De cada cosa tomo lo mejor, lo que me sirve, lo que le sirve a mi familia. Y cada cosa la adapto a la situación de tiempo y espacio que esté viviendo. Y lo que hoy digo "jamás" se que en realidad será "quién sabe..."

    Adaptación: me alegro por Guille! Y por uds.

    Beso y buen finde!

    ResponderEliminar
  2. puffffffffffffff! Te dije esto antes, supongo que en el mar de cosas que te escribimos y de palabras que te llegan, pero la verdad es que cuando me siento a leerte, después de un día de trabajo, es como si hablara con una de mis amigas, las de carne y hueso (ja).
    Primero uno defiende, se posiciona y fortalece los argumentos de la "Crianza con apego", porque así empezamos a entender desde donde arrancar en este camino. Pero llega un momento en que no te alcanza, la vida tiene muchos grises y doctrinas como esta te cierran los espacios y el pensamiento. Yo muchas veces dije, yo practico la "crianza con apego", pero en la Argentina, siendo trabajadora docente que cobra una miseria, alquilando, y rompiéndome todos los días para que este mundo sea mas apegado para todos, para todos los niños. Esto cambia las cosas, porque es elegir un mundo mejor, más consciente, más reflexivo, más humano y mas creativo. Donde veamos al otro como un ser maravilloso lleno de potencialidades.
    Esta mirada del mundo la tenía antes de la Crianza con apego, y no está lejos de una mirada política de la vida (cosa que la "crianza con apego" parece no tener)Pero escuchar a otros sobre como criar a nuestros hijos desde este camino me sirvió, aprendí. Y como en todo llegué a la etapa del extrañamiento, y ahora veo que no todo es lo que pensé. Que hay muchos que quieren un proyecto humano para pocos.
    Pero lo importante es aprender, reflexionar y tratar de ser coherentes y sinceros.
    abrazo Luisi, como siempre.
    casi mate en mano. desde baires.
    Romi

    ResponderEliminar
  3. Bienvenida Crisis! (diría un japonés)
    Señal que avanzamos en este aprendizaje!

    Con referencia al tema Guille y su jardín, vos sabés que yo pienso que la "sobreadaptación" no es una mala enseñanza; me parece a mí, que las personas que aprenden a adaptarse rápido serán las que más herramientas emocionales tendrán para su vida adulta.

    Viste Terminator II?

    ResponderEliminar
  4. mi hija se inicio a los tres años en jardin, porque yo no queria mandarla a un maternal, pro varios motivos, pero te digo que cuando ella en su segundodia de jardincito me dijo: mama no entres conmigo voy solita... a mi se me hizo unnudo enla garganta yqueria llorar¡¡¡¡¡¡
    pense que ella dependeria mas de mi ,y me senti egoista, melo cuestione, porque yo llegaba triste al dejarla, y ella estaba feliz¡¡¡¡
    creo que no hay mandatos, debemos hacer las cosas desde el amor, y teniendo en cuenta las posiblidades de cada familia, hay chicos mas dependientes, otros menos, cada chico , cada familia es distinta, me parece que no hay tanto que cuestionar, pero entiendo de estos dias grises porque los paso¡¡¡
    un besote¡¡¡¡

    ResponderEliminar
  5. "El infierno está plagado de buenas intenciones" dice el dicho.
    Y lo creo. Cuando quedé embarazada me informé bastante con el tema crianza. Buscando la manera de hacerlo con amor, respeto, consciente... todas estas palabras que encuentro en este lugar y que no es casualidad que visito tanto.
    Pero también aprendí que a veces me pasaba que llevaba estas premisas hasta las ultimas consecuencias o sea, hasta estresarme, y a veces exigir. Y ahi me agarraba la desazón.
    Hoy, intento crear y confiar. Y aprender a vivir en los grises que hoy siento que es una buena manera.
    Cuando una adhiere a una causa corre el riesgo de ser fundamentalista. Eso nunca llega a buen puerto, aunque creamos y sintamos que es la mejor manera...
    "El infierno está plagado de buenas intenciones..."

    Besos!!! me encantó el tema

    ResponderEliminar
  6. Ja, me parece que somos varias las loquitas y por que no loquitos(los papás, tambien deben pasar por esto)Yo me planteo: lo estare haciendo bien? Esto va bien con el apego? También antes de que se duerma le pido disculpas por mis errores del día y le hablo de que los tengo que mejorar que me tenga un poquito de paciencia que yo también estoy aprendiendo día a día. Y es cierto cada día como hoy leyendote veo que hay mas cosas por plantearse(es que me ayuda mucho leer que otras personas tienen sus crisis también, y sobre todo verlas en palabras lo deja mas claro). Nada es estatico, todo cambia o se transforma, y lo que en algún momento nos parecio excelente ahora ya no lo es tanto o viceversa, no quiero decir con esto que cambiemos de ideas a cada rato, pero cuando uno crece y madura tambien estas ideas crecen y cambian con uno, se adaptan al cambio o desaparecen reemplazadas por otras mas convenientes a este momento. Creo que enrede mucho el tema , perdon. Como dije me gusta leer a otras personas para aclarar mis ideas, sobre todo cuando estas personas son autocríticas de sus actos y ven oportunidades donde otros ven todo mal. Me haces pensar Luisi y eso me gusta, asi que gracias. Lunita

    ResponderEliminar
  7. Luisina:
    Si, si, creo entenderte y creo que si sos una mama "apegada", amorosa, preocupada y respetuosa de su hija y familia. No te conozco en persona pero al menos eso leo yo en tus escritos.
    En mi caso soy una mama apegada cuando estoy en casa. Trabajo y estoy ausente 8 hs por dia, si se tiene en cuenta eso y que mi hijo pasa gran parte del dia con una chica que lo cuida (y no es grato para mi estar tantas hs separada de el pero no me dan reduccion de jornada y necesito trabajar), entonces no seria "crianza con apego" en lo estricto de la palabra pero para mi si lo es trantado de compensar esa separacion: dormimos con el (el en su cuna adosada a nuestra cama porque no cabiamos los tres :P )lo alzamos todas las veces que lo pide y mas aun, lo porteamos, jugamos, dibujamos, pintamos, nos ensuciamos y cientos de "amos" con el, asi que a nuestra manera hacemos crianza respetuosa, amorosa y con apego. Tambien le pido disculpas por no tenerle paciencia o no entender lo que quiere y a veces me siento culpable de tantas, tantas cosas.
    Trato de no comparar nuestro estilo de crianza con el de otros(aunque a veces lo hago y se hace inevitable) y vivir como nos gusta/podemos/queremos.
    A mi tampoco me gustan las etiquetas, a veces se te pegan tanto que no te las podes despegar mas.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  8. Hola Luisina, por lo general no comento, me gusta mucho leerlas. El post de hoy me toco mucho ya que yo tengo un bebe (15 meses) que el año que viene me planteo empieze salita de 2.
    Todavia estoy buscando info sobre los efectos de la escolarizacion temprana, pero yo no puedo darle un entorno de juego con otros chicos de su edad, y si bien lei en muchos lugares que los bb no necesitan socializar, el mio cada vez que va a la plaza empieza a llamarlos y querer jugar con ellos.
    Con respecto a Guille y su jardin, los cambios son molestos para todo el mundo, sobre todo si le cambias "una porcion de torta por un pan con manteca" ustedes (papa y mama) y su casa son lo MAS para Guille, el jardin es algo que esta bueno pero no tiene comparacion. Por que dar por sentado una sobreadaptacion por parte de Guille, quizas este disfrutando del jardin. Imagino que si la situacion se hubiese puesto mas traumatica, ustedes como padres hubiesen esperado con el inicio del jardin.
    Esta buenisimo que te cuestiones, por que de paso creas un momento de reflexion grupal.

    Saludos
    Virginia

    ResponderEliminar
  9. Toc, toc, permiso, vengo llegando a este blog, y este post me toca la fibra.
    Le doy vueltas a este tema últimamente...
    Creo que al final lo que pasa es que no hay 2 personas que vivan iguales una misma cosa. No hay 2 católicos que vivan la religión igual, ni dos vegetarianos que vivan igual, ni dos madres que digan que crían con apego que vivan igual.
    Todos aportamos nuestra pequeña diferencia, nuestros matices.
    Podemos identificarnos mucho con algo, pero siempre le pondremos o sacaremos de nuestra cosecha.
    Yo también me he sentido cercana al attachment parenting, pero no en absolutamente todo.
    En algunas cosas me parece exagerado o demasiado enrollado, no comparto todo.
    A veces me enojo conmigo misma por tan solo darle vueltas al asunto, por no ser simplemente, por no haber inventado mi propia manera, sin influencias de ningún tipo (y eso que no he leído nada de nada, ni siquiera "La maternidad y el encuentro con la propia sombra" que me muero de ganas de tener)...
    Pero ya está hecho, hasta aquí ya está hecho y no se puede modificar lo que ya fue.
    De aquí para adelante, no sé. No quiero romperme más la cabeza buscando solución a todo. Hay cosas que no tienen solución en el momento, o cuya solución se muestra a su debido tiempo, no antes.
    Ahora intento hacer lo mejor, "a mi manera", y me voy a equivocar, seguro, pero también es seguro que siguiendo una manera "ajena" me equivocaría tanto o más aún.
    Me quedó enredado el comentario... es lo que hay.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  10. Hola Chicas!!! Qué opiniones tan movilizadoras...gracias!
    Antes que nada quiero aclarar que es algo que yo siento...no es algo que me haya pasado o que me hayan dicho...para nada! Solo yo me vengo sintiendo así...incómoda con la etiqueta pero no con el "contenido". Es decir...me parece que se cae en el error de idealizar un poco la crianza con apego como si fuera lo mejor que puede pasarle a nuestros hijos...y a mi la idea "vaga" no me sirve para el día a día...para lo concreto, ese es el tema ;-)

    Ahora, ¿qué es lo que hace que algunas sienten que "crían con apego" o que "no crían con apego? ¿Quién pone las reglas o se erige como rector de la "verdad"? Es complicadísimoooo. Por eso digo lo de ser "conciente" de nuestros procesos...

    Por ej. ¿quién puede decir que yo crío o no con apego? Es algo super relativo...¿quién puede decir que a mi me cuesta más o me cuesta menos? Vero dice "crío con apego cuando estoy en casa" ¿y en qué lugar dice que hay que dejar el trabajo para criar con apego?¿por qué Vero terminó pensando esto de su situación? Seguramente porque hay un "discurso social" aceptado que circula con respecto a la crianza con apego...y es exactamente ese discurso social el que me "molesta" como una piedrita en el zapato ;-)

    Armé un lío bárbaro...no sé si se me entenderá, son solo frases o palabras que quería aportar a estas opiniones ;-)

    Bienvenida Grigors!!! ;-)

    Bienvenida Dharma!!

    Gracias a todas...después regreso con algunas cositas que no llego a escribir ahora...nos vamos a la casa de mi hermana.
    besos!!!

    ResponderEliminar
  11. Tenes mucha razon, Luisina, no se cuando empece a pensar que solo crio con apego cuando estoy en casa, cuando en verdad tambien crio con apego cuando no estoy fisicamente alli. Porque llamo por telefono averiguando como esta mi hijo, mando mensajes de texto, cocino comida para dejarle, lepreparo su ropita (y muchaaas cosas mas) y lo evoco con el pensamiento miles de veces en ese tiempo "ausente".
    Pienso y pienso y no logro recordar como fue que llegue a hacerme el concepto ¿inconsciente?de que solo se cria con apego cuando se esta presente.
    Adhiero tambien a lo que comentaban: ¿Quien sabe/dice con exactitud lo que es la crianza con apego?. Quizas para mi lo que realizo sí lo es y para otra persona/familia como yo crio a mi hijo no entraria en los canones de crianza con apego. Pero en fin, lo importante es criar como a uno le guste/pueda/quiera (como ya lo habia dicho) y no se sienta en la obligación de medirse con la vara del otro.
    Espero no haberme enrollado.
    Gracias por tu reflexion, Luisina y por las reflexiones de todas.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  12. Luisi, hacìa mucho q no comentaba en tu blog y hoy ya voy por el segundo... como siempre clara y precisa.
    Creo q una de las cosas mas importantes en la crianza es la autenticidad de nuestras acciones, de nada les sirve a nuestros hijos ni a nosotras mismas forzar un rato de juego o el colecho, por ejemplificarlo de alguna forma, solo porque la crianza con apego "asi lo predica". Como mamàs q trabajamos (y si no lo hicieramos tbn puede pasar, es valido) a veces nos satura "el apego" quisieramos que fueran mas independientes, q jugaran solos, q "no esten tan acostumbrados a q mama esta 100% las 24 hs del dia" quisieramos ser mamas mas "modernas" que dejan a sus hijos para irse un finde al spa (jamas lo harè hasta que nereo no pueda decirme: "mama anda que yo voy a estar bien" jaja)
    Me relajo y soy humilde y lo reconozco sin culpa. Reconozco que no soy ni voy a ser nunca la mejor mama del mundo. Pero voy a criar siempre con amor y respeto. Y no soy nadie (nunca lo harè) para levantar el dedo y decir quien cria con mas o menos apego que quien. EL amor no es cuantificable jamàs.
    Creo q el problema que nos surge a algunas mamas es esto de tomar como mandamientos de una religion TODAS las premisas TODO el tiempo.
    Somo humanas, mujeres que aunque todavia fusionadas algunas mantenemos una vida individual, con mejores y peores dias.
    besotes a todas

    ResponderEliminar
  13. Hola amigas! que bueno tenerlas en estos dias, en estas noches! creo que cuando decimos criar con apego decimos respetar a nuestros hijos, escucharlos, no retarlos innecesariamente, sostenerlos, acompañarlos, ayudarlos a poner en palabras sus emociones empatizando con ellos. Y despues cada una lo hace como puede, en el tiempo que tiene y segun su realidad. Pero si es cierto que muchas veces nos metemos tanto en el tema y queremos ser tan distintas a algunas cosas que pasamos como hijas que nos exigimos ser "perfectas, divinas" gracias por estar ahi mostrandonos que no podemos con todo ninguna de nosotras y que siempre necesitamos una mano amiga, una palabra de consuelo, o tal vez y mas que nada un gesto de amor.

    ResponderEliminar
  14. Las etiquetas son sólo eso, etiquetas. Una debería de ser libre de quitárselas de encima cuando estorban o incomodan.
    El fondo es la forma: no necesitaríamos darle un título a nuestra forma de crianza pero hay que hacerlo para defender ciertas causas, así lo siento yo...porque después de todo hay muchas diferencias en el trato que doy yo a mis hijos y el que dan otras madres. Y NO ESTOY JUZGANDO. No digo que es mejor o peor "mi forma", digo "hay diferencias" y estoy segura que todas queremos lo mejor para nuestros hijos, pero a unas madres nos fluye de una forma y a otras de otra, cada quien con su verdad.
    En pos de defender mi verdad ante mi misma, es porque adopto tal o cual etiqueta. Pero Luisina, lo que quiero explicar es que esto de etiquetar es secundario: número uno crio acorde con mis verdades, número dos a eso corresponde la etiqueta "criar con apego/respeto/corazón/etc", esto de la etiqueta es secundario y totalmente accesorio.

    Que interesante reflexión propones.
    Un gusto.

    Abrazo!

    ResponderEliminar
  15. Hola a todas y gracias por unirse para aportar opiniones.
    Les cuento que todo esto es algo que pensé yo desde mi situación...no pensé que iba a tener esa repercusión...jeje. Es solo mi experiencia.
    Yo creo que prefiero quedarme sin la etiqueta. Entiendo que hago todo lo que puedo por llevar adelante una crianza reflexiva, consciente, amorosa y respetuosa...a mi manera.
    Pero como decí, entiendo que hay un determinado "discurso social" en torno a estos temas...algo que se ha ido instalando dentro de esa etiqueta y que a veces incluye normas y dogmas rígidos. Y no me sirven a mí para mí vida ;-) Me sirvieron para entender qué quería y de qué se trataba...pero ya no los necesito (a esos discursos, a esas premisas, etc.)
    Yo tampoco quiero juzgar a tooodas las mamás apegadas que conozco (muchas de las cuales leen este blog), por eso hablo de mi situación...
    Gracias a todas por participar!!!
    Un beso grande :))

    ResponderEliminar
  16. Bienvenida Melina :)

    Hola LiS! tanto tiempo :)

    ResponderEliminar
  17. Hola Luisina! Te visito por acá!
    A mí me pasa creo como a Ale. Que primero vino la crianza de esa manera, porque es mi filosofía de vida desde hace mucho tiempo (al menos como intención). Y después vino el sustento teórico (la "etiqueta" como decís), y claro que le di la bienvenida! De hecho, cuando elegí un parto en casa, no había leído nada de crianza con apego! Lo aprendí mucho más tarde -con el libro de Sears-, y me vino bárbaro saber que había estudios, comprobaciones científicas de algo que el instinto me decía que era lo correcto. Digamos que fue la "etiqueta" la que se pegó a mí y no yo la que me la pegué ;)
    A mí me gusta decirte "crianza artesanal" o "crianza instintiva". Para lo que vos planteás, ese reflexionar con lo que nos salió como queríamos, lo uqe nos salió peor, lo uqe queremos cambiar, lo que debemos cambiar...a eso yo lo llamo "crianza artesanal", porque le vamos dando forma cada hora, cada día, cada noche cuando cada una refelxiona sobre la mamá que le salió ser ese día. Besotes!!!
    Lau

    ResponderEliminar
  18. Hola Lau! Qué lindo verte por acá ;-)
    Gracias por tu aporte siempre tan valioso.
    A mi me gusta cuestinarme y cuestionar TODO...por eso parezco criticona, jeje... pero creo(al ver todas las opiniones) que sirve para pensar entre todas :)

    Gracias chicas!!

    ResponderEliminar
  19. Yo me hago esos planteos y trato de zafarme de todos los carteles. La verdad hago lo que puedo. Y coincidiendo con vos, para mí es "con consciencia". Como yo soy más rústica lo tomo como un "no hacerme la bol...". No hacerme la bld si veo que está molesta, incómoda, si me está llamando y yo estoy haciendo otra cosa... No hacerme la bld y estar ahí. ESTAR AHÍ.
    Un abrazo y te sigo leyendo. ("Buenísimo el programa!")

    ResponderEliminar
  20. Esta frase tuya :

    "Prefiero pensar que, simplemente, hay diferentes maneras de criar con amor y respeto, y que cada manera es tan única como la familia que la propone"

    con tu permiso me la guardo, expone de forma clarita, clarita una idea que muchas veces he intentado explicar, sobretodo a compañeros de trabajo, trabajo con niños y eso implica de alguna manera trabajar con sus familias.
    Gracias!

    ResponderEliminar

Feliz de leerte :)

De amor y de casualidad. Todos los derechos reservados. © Maira Gall.