QUOTE


Volviendo a eje

28 octubre 2009

Para cambiar mi visión "desencantada" por una más "romántica" les dejo este video. La canción de Moris es una de mis preferidas (me encanta cantar aullando el final, y obvio que no llego a esa nota tan aguda...así que imaginen, jeje). A mi la maternidad me conectó con esa libertad que me habían quitado. Después de hacer "piruetas" durante mucho tiempo para conformar a todos...vuelvo al bosque, estoy contenta de verdad :)

6 comentarios

  1. Que bueno, Luisina!! :D me haces acordar mucho a la mujer salvaje retornando a si misma, del libro de Clarissa Pinkola Estes! :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  2. qué buen libro no? aún no lo terminé...voy por la mitad, lo leo de a poco para que no se acabe, jeje.
    La loba, el oso...sí, la esencia es la misma, volver a lo que somos...dejar de lado el "yo engañado" que nos impusieron desde los discursos familiares, "ponerle carne" a la loba ;-)
    Besos Vero

    ResponderEliminar
  3. Qué cierto!!! la maternidad nos pone en ese estado salvaje, de instinto básico. Es la oportunidad perfecta para reencontrarnos con la mujer pura y natural, la que perdimos, la que olvidamos por el camino. Ya nada volvera a ser igual, será mejor, mucho mejor.

    ResponderEliminar
  4. ..."Después de hacer "piruetas" durante mucho tiempo para conformar a todos...vuelvo al bosque, estoy contenta de verdad"...

    Muy identificada me sentí con esto que me dijiste. Eso me tocó experimetar con mis dos primeras hijas. Ciertos eventos me llevaron a tener que necesitar de la ayuda de mi abuela y mi mamá tanto económicamente, como de su ayuda para cuidar a mis hijas mientras trabajaba más de 10 horas fuera de casa. Fueron tiempos difíciles, conformar a mi jefe en el trabajo, conformar a mi madre en como debía criar a mis propias hijas, conformar a mi abuela llevando el mismo ritmo de vida que ella (ya que vivía bajo su techo y su protección económica). Conformar, conformar, conformar.
    Cuando formé una familia con Maty y nos mudamos de la casa de mi abuela fui madre por primera vez, no se si se entiende lo que sentí.
    Con Germán fui libre, feliz, me sentí una mamá completa por primera vez.

    ResponderEliminar
  5. Queria decirte, aunque este no sea el post para eso que las fotos de Guille en la naturaleza que pusiste encabezando el blog son ¡¡Maravillosas!! Especialmente su carita de asombro ante todo y los colores que elejiste para retratar, el violeta y el amarillo, los complementarios que resaltan increiblemente. Muy buena fotografa! :)

    ResponderEliminar
  6. Nancy, qué historia...me imagino la diferencia con Germán ;-) Y entiendo lo que querés decir. Besos!

    "Ya nada volverá a ser igual será mejor, mucho mejor" gracias por tus palabras, me encanta esa frase :)

    Gracias Vero, son las fotos que hice para el grupo La vuelta al mundo, hoy las publiqué todas y se puede ver el set completo en Flickr...aún estoy aprendiendo :)

    besos a todas :)

    ResponderEliminar

Feliz de leerte :)

De amor y de casualidad. Todos los derechos reservados. © Maira Gall.